Hidroterapia para las emociones

El nuevo año llega cargado de emociones. El estrés de los proyectos y los pagos finales, los reencuentros y desencuentros familiares remueven en nosotros una serie de emociones que de una y otra manera tienen un impacto en los ritmos del cuerpo. Si a eso sumamos las comilonas, la bebida y las desveladas, entramos al 2014 con un déficit de bienestar. La buena noticia es que existen terapias que equilibran cuerpo y emociones al mismo tiempo. Una de ellas es la hidroterapia de colon.

La hidroterapia ayuda a asimilar las emociones intensas / Foto: ThinkstockLa hidroterapia ayuda a asimilar las emociones intensas / Foto: ThinkstockLa hidroterapia de colon es la versión avanzada de los enemas o lavativas que durante cientos de años se realizaron nuestros antepasados para descongestionar el último tercio del intestino grueso. Hoy, gracias a la tecnología y los avances médicos, es posible realizar este procedimiento llegando hasta el colon transverso, una de las principales fuentes energéticas y de asimilación emocional de nuestro cuerpo.

Los beneficios de la hidroterapia de colon a nivel emocional son insospechados. La Dra. Gabriela Silva Picazo, quien ha realizado hidroterapias desde hace más de ocho años en la Ciudad de México, habló en entrevista sobre el asunto: “Durante miles de años de evolución, el cerebro ha delegado muchísimas funciones al intestino grueso, de tal manera que, como lo expresan en la medicina china, éste nutre de energía a nuestros órganos excretores: hígado, riñones y pulmones. Además, el intestino grueso está lleno de terminales nerviosas que tienen que ver con las emociones; el colon es al ser humano lo que la raíz es a los árboles, por eso es importante que el colon esté desintoxicado y funcionando correctamente”.

La Dra. Silva explica que la relación entre emociones y digestión se hace evidente incluso en nuestro lenguaje: “El que usemos expresiones como 'no lo trago', 'no puedo asimilar esa situación', 'sentí mariposas en el estómago' o 'ese tipo me cayó pesado', no es sólo una manera de hablar. En nuestro aparato digestivo está la memoria emocional del cuerpo, cada vez que tenemos una emoción muy fuerte, nuestras células digestivas reaccionan y registran el impacto”. Estos registros se pueden transformar en bloqueos o patrones de reacción, como cuando alguien muy nervioso va a presentar un examen y vomita, o quienes están bajo mucho estrés dejan de ir al baño en días.

La hidroterapia de colon hace que el agua pura entre al intestino por vía rectal, hidratándolo, dándole un masaje con agua, despegando la materia fecal y las mucosidades tóxicas adheridas desde hace años a las vellosidades del intestino, devolviéndole su movilidad y permitiendo que la flora intestinal se regenere. Esto tiene un impacto en todo nuestro organismo: cuando el intestino se desintoxica, la asimilación de nutrientes se reestablece, los niveles azúcar y oxígeno en sangre se equilibran, el cerebro está mejor oxigenado, el cabello y la piel más hidratados. Y a nivel emocional se remueven bloqueos y se desechan adecuadamente las sustancias que nuestro cuerpo segrega en momentos de tensión, tristeza, eufroia, peligro, sorpresa o estrés.

Estas mejorías también impactan en el ánimo y en el control de peso. Imaginemos que durante una comida familiar donde hubo excesos, también se dio una discusión que nos descompuso el ánimo y la digestión. Supongamos que, además, se consumieron muchos lácteos. Al cabo de unas horas, ese intestino estará intoxicado con mucosidades en donde se atora la materia fecal, ésta se fermenta, produce gases e inflamación, lo que provoca que suba la presión. Resulta que la principal vena que nutre al hígado viene justamente del intestino. En condiciones adversas, como las que describimos más arriba, la sangre que viene del intestino trae toxinas, hormonas y enzimas que no fueron digeridas correctamente. Cuando esa sangre pasa al hígado, éste tiene que trabajar marchas forzadas para limpiarla antes de devolverla al torrente sanguíneo, pero como el hígado y el cuerpo tienen prioridades de supervivencia, lo que ocurre es que los lípidos y los carbohidratos, en lugar de metabolizarse, son almacenados en forma de grasa. Y ahí comienza el círculo vicioso del sobrepeso ligado a al mala digestión, el mal humor y la baja autoestima.

La hidroterapia de colon también ayuda a romper la resistencia a la pérdida de peso / Foto: ThinkstockLa hidroterapia de colon también ayuda a romper la resistencia a la pérdida de peso / Foto: Thinkstock

En la experiencia de la Dra. Silva, la hidroterapia de colon ayuda a romper la resistencia a la pérdida de peso: “Hay personas que han hecho todas las dietas, incluso algunas les han provocado trastornos al metabolismo, y aún así siguen sin bajar. Esto puede tener su origen en el mal funcionamiento intestinal, que deriva en un hígado fatigado. Si éste no recibe los nutrientes adecuados, convierte todo en reserva de grasa. Por eso la hidroterapia puede transformar el círculo vicioso en un ciclo virtuoso de bienestar”. Esto también tiene un impacto a nivel emocional: como se mencionó antes, al bajar la carga tóxica del hígado, emociones como la tristeza, la ira, la celotipia y la ansiedad también bajan de intensidad, porque las sustancias que se producen en esos estados emocionales (como la adrenalina, la cortisona, etc.) ya no están circulando durante horas y horas en el torrente sanguíneo, sino que son metabolizadas correctamente.

Por último, cabe mencionar que la hidroterapia es un método que no tiene efectos secundarios negativos y es un gran apoyo para la salud integral: “Así como vamos al dentista a que nos hagan limpieza dental y nos pongan flúor, de la misma manera es recomendable que una o dos veces al año hagamos hidroterapia de colon. Cinco sesiones como profilaxis pueden elevar la calidad de la vida y la salud notablemente”, señala la Dra. Silva, quien lo recomienda enfáticamente a la gente que tiene problemas de sueño, los que han tomado antibióticos y necesitan reforestar su flora intestinal, a quienes no comen suficiente fibra o tienen hábitos sedentarios, a los que padecen alergias y migrañas y hasta las personas que tienen problemas de candidiasis crónica.

Más información: hidroterapiadecolon10@gmail.com o en twitter: @hidroterapiadec

Quizá te interese:

Las chicas buenas no perfuman el baño

La belleza del cuerpo tras el embarazo

Que tu dieta no te robe energía