La indiferencia en las relaciones largas


El enamoramiento no es duradero y muchas veces no pasa al mismo tiempo, a veces tu pareja tendrá períodos de mayor enamoramiento, a veces tú, aquí el punto es ser paciente y en estos períodos la confianza y comunicación juegan un rol muy importante.

Al pasar de los años empieza el proceso más duradero, cuando el enamoramiento ya se va convirtiendo en amor, aquí se determina qué tan lejos puedes llegar como pareja y conforme vas construyendo tu vida con tu pareja hay muchísimos obstáculos que deberás esquivar y brincar, siempre teniendo en cuenta el amor que existe entre los dos.

La indiferencia en una relación puede aparecer mucho antes de cumplir siquiera 3 años, es bastante cruel y muchas veces no comunicamos lo que nos pasa, nos encanta engañarnos en el "seguro se le pasará" te pueden dar 6 meses de tener a alguien en tu casa con quien no tienes tema de conversación ni para 10 minutos, te entregas a una vida robótica, que te acaba por consumir y desesperar.

Cuando estás en una relación duradera tienes que fomentar que la indiferencia no los invada, porque obvio si sigue pasando, entonces sí hay problemas, y puedes resolverlos antes de que todo se vaya al precipicio, y de igual forma, si no hay cómo resolverlo, por lo menos no desperdiciaste tu vida insistiendo en una relación que no tiene futuro.

El trabajo y las presiones pueden alejarnos mucho de las personas que amamos y cuando tu éxito laboral comienza a dañar tu vida personal hay que comunicarse y tomar decisiones, nada vale más que el bienestar mental y emocional de las personas que amas o si quieres seguir otro camino, por lo menos ser honesto con la persona que le está apostando a una relación que ya no existe.

Cuando tomamos las cosas por sentado y dejamos que las molestias sigan sin ponerles atención o asumimos que nuestra pareja está pasando por crisis emocionales, lo peor que puedes hacer es dejarla sola, porque entonces ahí es donde aparecen las infidelidades, las depresiones, y todos esos componentes que deforman el amor y lo van disminuyendo, no dejes que esto pase porque es cuando puedes perderlo todo.

¿Qué es ser indiferente? Siendo mujer puedo garantizarte que el contacto físico es vital en una relación, si por ejemplo no ves a tu pareja por trabajo en días, urge que se vayan un fin de semana para que se reponga ese lazo. Cuando estamos muy cansados lo único que pensamos es en llegar a dormir, pero ponte a pensar que tal vez tu pareja lo único que quiere es abrazarte aunque sea un rato y expresarte que te extrañó, no se volteen ni sean indiferentes a esto, tienen que priorizar y ser inteligentes para no dejar a un lado lo que importa en la vida, tu pareja y tu familia siempre deben de ir primero.

[Relacionado: Amor VS costumbre]


Toda novedad con el tiempo y la constancia de la compañía termina siendo habitual o rutina. El brillo de lo nuevo se opaca y la curiosidad queda satisfecha. Los juguetes son abandonados por los niños a pocas horas de descubrirlos bajo el árbol navideño, el automóvil nuevo empieza a oler diferente, el enamoramiento entre dos tórtolos humanos se esfuma, y si se tiene suerte les queda lo que se llama amor (al menos la definición más ideal y a la que la gente aspira).

El 'problema' principal de las relaciones largas puede radicar en que se 'dan por hecho' cosas de la pareja, incluyendo el amor. Se entra en una modalidad tipo automático, que a pesar del cariño, afecto o como quiera llamarse, suele parece ser mucho a la indiferencia (claro que esta última también puede aparecer en estado puro y aburrido en las parejas que tienen un tiempo considerable conviviendo).

Recuerdo que en mi lejana juventud me daban mucha curiosidad las parejas de gente madura en el restaurante, ahora no tanto curiosidad sino pereza. Van las parejas a desayunar, él lee el periódico, ella mira a los demás comensales como si fueran programas de TV, el punto es que si en una hora se dicen entre ellos (él a ella o 'vicioversa') tres palabras es mucho. Ambos destilan tedio, cansancio y aburrimiento. Es como si estuvieran resignados a la cadena que los une. Ya sé que alguien optimista me dirá que esas parejas se aman tanto que no necesitan decirse mucho. Puede ser, pero aún así destilan tedio por cada uno de sus poros.

Es casi seguro que por la costumbre, que puede desembocar en tedio y luego tornarse en indiferencia, se dice que el amor se debe reinventar cada día. Supuestamente las parejas que en verdad encontraron el amor tendrán la energía suficiente para la reinvención y las que fueron un enamoramiento pasajero comerán la gris rutina suya de cada día.

Puede que sea cierto, reinventarse, renovar lazos, no es fácil, se necesita una fuerte motivación (¿hay combustible existencial más fuerte que el amor?... Ok, quizá la ambición y la sed de poder, pero eso ya es otra cosa). El "sí, acepto", no es el fin de la historia (vivieron felices para siempre), sino que apenas empieza el cuento de la pareja como tal, y por ende la lucha constante contra la costumbre que oxida y la indiferencia.
Reinventarse, suena fácil, pero igual no es nada sencillo, aunque sí necesario

[Relacionado: Discusiones, ¿un mal necesario?]


 

YAHOO MUJER EN FACEBOOK