Jeans con efecto

Los pantalones de denim son los más elegidos para todo tipo de evento y cualquier hora del día. Pero no todos son iguales. Así como hay de diversos colores, también dentro del clásico azul o celeste (light blue) se pueden elegir diversos acabados. Te contamos cuáles.

Uno de los más famosos y que pisó muy fuerte durante la década del '80 es el nevado. Hoy considerado por algunos como una moda de mal gusto, muchos otros lo reflotaron hace pocas temporadas atrás. Pero, debido a que tienen mucha —demasiada- personalidad, no es fácil usarlos ni es recomendable para todas. Así, si quieres lucirlos, procura que el resto de tus prendas sean lo menos llamativas posibles. Por otro lado, aunque cada uno hace lo que quiere, si superaste los 25, tal vez no sean la mejor opción. Además, fíjate bien el calce del pantalón ya que, recuerda, este tipo de efecto hará que toda la atención vaya a esa zona de tu cuerpo, por lo que tendrás que elegir jeans que te sienten a la perfección, resaltando tus atributos y disimulando tus defectos. Por ejemplo, si tienes piernas delgadas y caderas angostas, puedes usar unos pitillos nevados sin problemas, pero si tus caderas son anchas y tus piernas gruesas, mejor pasa de largo de este tipo de prendas.

¿Quieres lograr un jean nevado con tus propias manos? Para eso necesitas colocar cloro en un recipiente (previamente, ponte guantes para proteger tus manos) y luego sumerge tu jean por partes (las que quieras manchar). Una vez que terminas, déjalo secar y luego lávalo (no lo mezcles con otras prendas).

Uno de los efectos que nunca pasa de moda y que las celebridades adoran es el gastado (con o son roturas). Es ideal para combinar con ballerinas, tacos, playeras, camisetas, camisas… Las posibilidades son infinitas y siempre lucen súper. Además, puedes elegirlos baggy o ajustados. La primea opción te da un estilo más casual y la segunda, más sexy.

Para lograr el efecto gastado en los jeans, toma una piedra pómez y raspa tu pantalón hasta que logres el efecto que quieres. Luego, con la ayuda de una lija haz ese efecto más visible (o, incluso, lija hasta que la tela se rompa). Guarda el jean en una bolsa de tela junto con algunas piedras y monedas y llévalo a la lavadora. Así, la superficie de tu pantalón se seguirá raspando durante el lavado.

Otro de los más usados son los jeans con efecto moustache. Se trata de un técnica de desteñido que simula arrugas en la tela (sobre todo en la zona cercana a los bolsillos delanteros y los muslos). Es uno de los más usados últimamente y le quita un poco de rigidez al jean.

El inconfundible batik también es usado en este tipo de pantalones, aunque, al igual que el efecto nevado, tiene sus contraindicaciones.

La téncia tie dye (teñir una prenda atándola) es otra que se utiliza en los jeans y logra figuras geométricas o irregulares que le dan un toque personal al pantalón.

Tú, ¿cuál prefieres?

Sigue De Moda en Twitter y en Facebook

¿Qué les parece?

Sobre el Author

Contribuidores comunes:

De Moda, Eugenia Correa